Los españoles deportados al campo de Dachau (IV) – Las listas

A la hora de estudiar crímenes contra la humanidad, no cabe la menor duda de que las bases de datos de víctimas son a la vez un fin y una herramienta imprescindible. La creación de una base de datos permite por un lado realizar estadísticas que descubran las dimensiones del crimen o expliquen ciertos aspectos de este.

Por otro lado, estas bases de datos funcionan como monumentos que sacan a la victima individual de su anonimato, ofreciendo al publico los datos de dicha persona que la investigación haya podido recopilar y que sea legal publicar. Quede dicho al margen del tema, que las leyes de protección de datos, tan necesarias en nuestra era, pueden llegar a convertirse en un problema para los equipos que trabajan en estas listas.

_____

La inmensa mayoría de las fundaciones y centros que trabajan para la recuperación y el mantenimiento de la memoria de de las víctimas del sistema nacionalsocialista poseen una o varias bases de datos de este tipo. En ellas se recoge la información sobre las victimas de un grupo, recopilada con una estructura y según un método concretos. Dos de los ejemplos más espectaculares de estas bases de datos son la „Holocaust Survivors and Victims Database“ del United States Holocaust Memorial Museum y „The Central Database of Shoah Victims‘ Names“ del Yad Vashem, ambas centradas en las victimas del exterminio sistemático de los judíos de Europa por parte de los nazis.

Si tratamos el tema de los españoles deportados en general, existen tres bases de datos que son de gran ayuda. La primera – cronológicamente – es el „Livre Mémorial“ de la Fondation pour la Mémoire de la Déportation, que ya mencioné en la segunda entrada de esta serie. Como ya dije, existe una edición impresa de esta obra. También existe una versión en CD-ROM que la fundación francesa tuvo la amabilidad de hacerme llegar por correo cuando les contacté en 2010.

Lo interesante de estas dos ediciones, cuya información está desfasada con respecto a la que es accesible en la página web, es que incluyen descripciones bastante detalladas de cada uno de los transportes de deportación. En ellas se describe el origen de los deportados, el trayecto del transporte con sus incidencias, y los campos de destino de los deportados. En esta lista se incluyen todos los deportados desde Francia, lo que significa que hay gran cantidad de nacionalidades diferentes.

La siguiente base de datos es el „Libro Memorial – Españoles deportados a los Campos Nazis (1940-1945)“ de Sandra Checa y Benito Bermejo. De esta obra existe también una edición impresa publicada por el Ministerio de Cultura de España en el año 2006 que, como en el caso francés, es menos actual que la versión que se encuentra en la red. En este caso las victimas han sido organizadas según su origen geográfico en España. Esto hace de esta base de datos una muy buena herramienta para la búsqueda de información sobre familiares que hayan sido víctimas del nazismo, pero complica bastante la tarea al historiador que quiera buscar basándose en otros criterios – como la estancia en el campo de Dachau, por ejemplo.

La base de datos más reciente es el „Censo de españoles deportados a los campos nazis“. Se trata de un Proyecto del Memorial Democràtic de Catalunya en colaboración con el Amical de Mauthausen y otros campos, y con la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona. A este proyecto le dedicaré la próxima entrada de la serie.

Actualización: Acabo de descubrir la existencia de un corto documental sobre el Libro Memorial de Benito Bermejo y Sandra Checa que publicó el Centro de Estudios de Migraciones y Exilio (CEME – UNED) en el 2006. Merece la pena invertir los 20 minutos que dura el video para escuchar a ambos historiadores explicar el proyecto y a supervivientes españoles de distintos campos relatar sus vivencias.

________________________

Más:

 

Header: Angelika Schoder, 2009

3 Antworten auf „Los españoles deportados al campo de Dachau (IV) – Las listas“

  1. Cuatro entradas en un blog de pura verborrea.En serio, las escasas aportaciones que haces sobre los españoles deportados de Dachau las podrías haber hecho en una sola entrada.Ha sido una pérdida de tiempo leer todas las entradas.

    1. Siento mucho que haya considerado una perdida de tiempo el leer estas entradas. Especialmente teniendo en cuenta que las habrá leido todas tan detenidamente como el segundo párrafo de la primera, en el que explico el tono y el tipo de contenido que estas iban a tener. Le deseo mucha suerte a la hora de encontrar contenidos en la red con la extensión, forma y contenido que merecen su exquisito gusto y valioso tiempo. También a la hora de seguir siendo un crítico tan constructivo como educado.

  2. Espero me disculpe usted,la próxima vez que vaya al campo de concentración de Dachau me pasaré por el archivo del memorial de Dachau, igual así estas cuatro entradas en su blog cobran sentido. De todas maneras si va a hablar exclusivamente de la memoria histórica,podría haber elegido un título más acorde con el contenido,o sencillamente adjuntar un enlace al documento sobre el que se dispone a comentar. Si no acepta una crítica, no escriba en un blog disponible al público.

Schreibe einen Kommentar

Deine E-Mail-Adresse wird nicht veröffentlicht. Erforderliche Felder sind mit * markiert.